Páginas vistas en total

domingo, 25 de mayo de 2014

Taller de Educación Vial





Como todos los años, se implementa el Taller de Educación Vial para todos los alumnos de la escuela. 
En las imágenes, podemos ver como trabajaron los alumnos de 1er Año A y B.

Visita de los abuelos del Pami




Visita de los abuelos del Pami

 Los alumnos de 1er Año A y B, entrevistaron a los abuelos que vinieron a visitarnos con motivo de celebrar el 25 de Mayo. Principalmente, los alumnos querían saber cómo festejaban nuestros abuelos esta fecha patria. Además conversamos sobre cómo se vestían, como llegaban a la escuela, que cosas comían en los recreos, etc.

Juegos de la Ludoteca de 1er Año A y B





Estos son solo algunos de los juegos que forman parte de la Ludoteca 1er Año A y B. Las familias de los alumnos también contribuyeron con algunos de ellos.

martes, 20 de mayo de 2014

Cuento para el 25 de Mayo

Cuento para el 25 de Mayo

Con las docentes y alumnos de Primer Ciclo trabajamos este texto, que nos deja saber un poco más sobre esta semana tan importante para nuestra patria, en la voz de una palomita muy curiosa…

En una fresca mañana de Mayo, el sol se asoma y Pía la paloma, pide permiso para ir a jugar. Su mamá le recomienda que no se aleje demasiado, pues podía ser peligroso.
Se acerca a las nubes y las invita a hacer una ronda, pero ellas todavía tienen sueño y la echan de mal humor.
Va en busca de otras palomas, pero no tiene suerte. Están muy ocupadas comiendo migas y semillas en la plaza frente al Cabildo.
Pía, la paloma, vuela aburrida, buscando alguien con quien jugar. Posada sobre un farol observa a los vendedores ambulantes que ofrecen sus productos:

¡A las ricas empanadas!
Tengo dulces y saladas.
¡Empanadas, empanadas
que no engordan nada!


Pasteles,pastelitos
de dulce y miel.
Pasteles de membrillo
y también de nuez.

Pía quisiera comer algo de lo que anuncian, pero le interesa más saber a dónde va ese grupo de caballeros. Los sigue y entra con ellos al Cabildo. Desafortunadamente queda encerrada.
Busca nerviosa, una ventana abierta, pero no tiene suerte. Recuerda lo que su mamá le dice siempre sobre la libertad.
Sobre lo importante de tomar decisiones y ser responsable.
Triste y resignada escucha las conversaciones de los caballeros. Asombrada oye que ellos también hablan de la libertad, de tener un gobierno propio y de ser autónomos.
Los caballeros discuten acaloradamente durante un buen rato.
A Pía la asustan los aplausos cuando los caballeros patriotas aceptan la Primera Junta como el Primer Gobierno Patrio. Pía, la paloma oye los gritos que llegan desde afuera. El pueblo en la plaza quiere saber qué han decidido. 
Los caballeros abren las puertas que dan al balcón: "¡Somos libres! ¡Somos libres!" . Pía aprovecha la oportunidad y vuelva hacia afuera. Vuela libre y feliz, como la Nación que acaba de nacer.




domingo, 11 de mayo de 2014

La docente Verónica Matelat de 3er Año B, trabaja con sus alumnos el cuento “LA MAGIA DE RECICLAR”


Realizamos esta lectura, reflexionamos y respondemos:

Contamos el cuento “La magia de reciclar”, historia que nos servirá como actividad motivadora para seguir abordando el tema de los valores (ESI). 

CUENTO: “LA MAGIA DE RECICLAR”

Había una vez y mentira no es, que había una ciudad llamada CIUDAD TIRONA. Era un lugar donde la gente no sabía que hacer con la basura y la tiraba a la calle.
Pronto todo quedó cubierto por la basura y los barrenderos/as no podían recoger tanta basura y mantenerlo todo limpio.
Ya no había espacios para jugar, todo olía mal, los pajarillos no visitaban la ciudad y la gente empezaba a ponerse triste y a enfermar.
Esta situación no gustaba a los protagonistas de este cuento: Ana, Martina y Juan. Hablaron y hablaron y ninguna solución hallaron. Nadie les había enseñado como solucionar el problema.
Entonces, un pajarillo que los escuchó, esto les contó:
“No se preocupen, Ya que fácil lo tienen.
Esperen un poco y ayuda tienen”.
Muy contentos se pusieron y, de pronto, una música singular pudieron escuchar.
“Si quieres ayudar aprende a reciclar, clar, clar, aprende a reciclar”.
Ana, Martina y Juan se quedaron muy asombrados:
¡OH! ¿Quién cantara?
A lo lejos vieron como se les acercaba un viejo mago con una varita mágica. El mago se acercó y se presentó:
Soy el Mago Reciclar y ya sé lo que les pasa. Un pajarillo me lo ha contado. Les enseñaré la magia de Reciclar.
El Mago Reciclar levantó su varita y con unos movimientos secretos esta oración empezó a lanzar:
Pin, catapí la comida la meto aquí.
Y entonces, por arte de magia, un gran contenedor  gris apareció. A continuación, otro hechizo lanzó:
Pin, catapí el papel lo guardo aquí.
Surgió, ahora, un contenedor grande de color  azul. Y siguió lanzando otra oración:
Pin, catapí. El vidrio lo echo aquí.
Brotó un nuevo contenedor, de color  verde, que servía para guardar los vidrios.
Los niños estaban boquiabiertos, pero la magia de Reciclar aún no había acabado:
Pin, catapí. Los envases los deposito aquí.
Y al lado de los tres contenedores apareció el último, de color amarillo, que servía para guardar los envases de plástico, metal y cartón.
Todos se quedaron asombrados. ¡Cuán poderoso era ese mago!
Había creado cuatro contenedores con su magia. Uno  gris para los restos de comida, otro de color  azul  para el papel, otro verde para el vidrio y el cuarto y último de color amarillo para los envases ligeros (de plástico, metal y cartón).
Antes de marcharse, el mago Reciclar lanzó un grandioso hechizo a toda la ciudad:
Plis, plas, cataplás la magia de reciclar aprenderás.
Al poco tiempo, todos los habitantes de Ciudad Tirona empezaron a dejar sus basuras en cada uno de sus contenedores. Los restos de comida en el contenedor  gris, los papeles y periódicos viejos en el contenedor  azul, las botellas de vidrio que no servían en el contenedor  verde y los envases de plástico, metal y cartón en el  amarillo .
Mientras llevaban la basura esta canción se ponían a cantar:
“Si quieres ayudar aprende a reciclar, clar, clar, aprende a reciclar.
Tu amiga naturaleza enferma está, cuídala con esmero pues todos la queremos.
Si quieres ayudar aprende a reciclar, clar, clar, aprende a reciclar”.
Al cabo del tiempo todo limpio dejaron. Y pronto el nombre de la ciudad cambiaron, pues de llamarse Ciudad Tirona, pasó a llamarse CIUDAD RECICLONA.

Y COLORADO COLORÍN, ESTE CUENTO LLEGÓ A SU FIN.

ACTIVIDADES SOBRE EL TEXTO

a) Preguntas para comprobar la comprensión lectora:
Personajes y lugar: ¿Cómo se llamaban los niños? ¿Y el mago? ¿Dónde ocurre la historia? ¿Cómo se llamaba la ciudad?
Argumento:
Lo que sucede al principio: ¿Qué le pasaba a CIUDAD TIRONA? ¿Por qué? ¿Dónde tiraban la basura? ¿Qué les pasaba?
Lo que sucede después: ¿Quién ayudó a Ana, a Martina y a Juan? ¿Qué les enseñó? ¿Qué creo el mago?
Lo que sucede al final: ¿Cómo quedó CIUDAD TIRONA después de reciclar, limpia o sucia?

ESI: ¿Qué valores positivos “al hacer la magia de reciclar” les parece que descubrimos en este cuento? ¿Por qué? ¿Y cuáles serian los negativos al no reciclar? ¿Por qué? (se trabajan los valores a partir de los opuestos, ej.: generosidad/egoísmo).


Plasmaremos con los alumnos las conclusiones en un afiche, que luego subiremos al blog.

Novela "La casa maldita" de Ricardo Mariño

También puedes leer!!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...